inversiones segurasUna de las debilidades del sistema educativo básico, es que no nos enseñan a gestionar nuestro dinero adecuadamente, lo cual es necesario para toda nuestra vida, sin importar la carrera universitaria o profesión que tengamos. En la actualidad, cada vez más personas buscan inversiones seguras para hacer crecer el dinero que tienen ahorrado, incluso para dejar su trabajo actual y poner un negocio nuevo, que les permita generar su propia fuente de empleo, mantener el negocio y multiplicar los ingresos con el paso del tiempo.

Vayamos paso a paso. Una inversión es poner cierta cantidad de dinero, conocida como capital, para emplearlo en una actividad o negocio, con el fin de incrementarlo y obtener activos, es decir, dinero, propiedades, acciones, etc. Si nos enfocamos en obtener beneficios económicos o dinero, al invertir debemos ceder cierta cantidad de dinero a cambio de un bien de alta rentabilidad o que pueda brindarnos grandes ganancias a futuro.

Existen muchos criterios para saber si una inversión es buena, entre ellos encontramos:

  • El importe de la inversión inicial es bajo o accesible a nuestro bolsillo. Si tenemos que solicitar un préstamo o un crédito para invertir, entonces ya no es rentable; se recomienda que la inversión salga directamente de nuestro bolsillo y de preferencia, que aún nos quede dinero.
  • Gastos. Debemos tomar en cuenta si la inversión que haremos requiere de gastos de mantenimiento, de la renta de un local, de pagos por concepto de publicidad, etc.
  • Retorno de la inversión (ROI). Es decir, el plazo de tiempo en el que comienzan a regresar los montos invertidos y se empieza a percibir ganancias; en las franquicias rentables, el ROI es variable con base en el monto invertido y en el giro del negocio, sin embargo, entre más exitosa es la marca, más rápido se podrá recuperar la inversión y comenzar a tener ganancias.
  • Beneficios. Entre más beneficios nos aporte el negocio, más rentable y segura será la inversión.

Muchas personas optan por conservar su empleo mientras la inversión da frutos, con el fin de no perder sus ahorros o endeudarse mientras no se reciben ganancias; incluso se pueden asociar familiares o amigos para realizar inversiones seguras, sin tener que pedir préstamos al banco y en negocios altamente rentables que permitan vivir de ellos y multiplicar los ingresos a largo plazo.

A la hora de invertir, es muy importante que los ahorradores y futuros inversionistas conozcan las características y objetivos de cada negocio, conocer y valorar las ventajas y posibles desventajas del negocio, así como el nivel de riesgo que la inversión trae consigo y el plazo de tiempo durante el que se desee conservar dicha inversión.

Para realizar inversiones seguras, se recomienda:

  • No invertir en productos o negocios que no comprendemos o que no nos agradan.

Realizar una inversión en una franquicia o negocio que no nos gusta es como estudiar una materia que no entendemos ni nos agrada; antes de firmar un contrato para invertir, debemos estar seguros de que el negocio nos atrae, nos apasiona y da emoción la idea de trabajar en ello durante varios años (o toda nuestra vida en algunos casos), del mismo modo es indispensable contar con un contrato y leer todas las cláusulas, preguntando todas las dudas que surjan y no firmar ni entregar el dinero hasta haber comprendido y estar completamente convencidos de la inversión.

  • Buscar la asesoría de expertos.

Los asesores en negocios son los mejores profesionales para ayudarnos a detectar posibles inversiones engañosas, que nos seducen con promesas de alta rentabilidad, poco esfuerzo y baja inversión, pero que no nos dicen la verdad sobre los productos o servicios, y resultan en fraudes o en compañías con muy pocos beneficios para sus inversionistas.

Por ello, un asesor puede ayudarnos a encontrar la inversión más adecuada para nuestros bolsillos y necesidades, que nos ofrezca la rentabilidad y seguridad que necesitamos, así como el futuro prometedor que buscamos y la posibilidad de formar un patrimonio y un legado para la familia.

  • Analizar los costes diarios, semanales y mensuales.

Dependiendo del giro del negocio, tendremos que realizar gastos en operaciones, que pueden ser diarios, semanales, etc.; por ejemplo, en las franquicias de alimentos se debe contar con un suministro adecuado de carne, vegetales, bebidas, etc., pero muchas veces, para mantener la frescura y buen sabor, es necesario hacer compras diariamente.

En otros negocios, los gastos se deben al pago de salarios, licencias, impuestos, etc. Es muy importante tener en cuenta los costos fijos y las posibles variaciones para que no repercutan en la rentabilidad e ingresos.

  • Analizar los riesgos.

El mercado mexicano se enfrenta a un clima inestable, en el que la volatilidad del dólar, el incremento de los productos de la canasta básica y de la gasolina ha provocado que los negocios tengan mayores riesgos de pérdidas o de disminución en la rentabilidad, por ello es importante conocer los posibles riesgos para evitar situaciones desesperadas que lleven al negocio a números rojos o a la quiebra inminente.

¿Por qué los productos financieros son inversiones seguras?

Para invertir en un negocio rentable como las franquicias de Casa de Empeño El Cerrito, no es necesario ser un experto financiero, pues solo se necesita conocer las condiciones generales y de operación, pues brindamos toda la asesoría necesaria para el buen funcionamiento de cada sucursal.

Los inversionistas obtienen un rendimiento alto por la suma de las operaciones que realizan día con día, y al ser un negocio diversificado se tiene mucha actividad diariamente; además con nosotros el retorno de inversión es rápido, las sucursales requieren bajos costes operacionales, cada sucursal se encuentra blindada y podemos asesorar a los inversionistas para que elijan la mejor sucursal.

En las franquicias de empeño El Cerrito nos empeñamos en hacer crecer tu inversión, ¡Conócenos!